La condicion que nos falta

La condición que nos falta

A veces me pregunto si ser cubano es una razón, una estirpe de la escoria de calaveras o la paradoja de una especie destinada a una existencia mutilada y compartida para cubrir la miseria de los desequilibrios de la misantropía. No siento la vergüenza de estas palabas sobre mi rostro porque la humanidad entera es una vergüenza, pero sí siento el bochorno de un proceder sobre la conciencia y aunque para mí existe una sola tierra, la creada por Dios, como una sola raza, la humana, soy cubano para concepto no extranjero, para ser libre. Bebo mi amargo vino fabricado con el podrido fruto de mi tierra.

Y si alguno de vosotros tiene falta de sabiduría, pídala a Dios, el cual da a todos abundantemente y sin reproche le será dada.” Santiago 1:15

Si es de los hombres se desvanecerá, más si es de Dios no la podría destruir. (Hechos 5:38,39)

Cuántos se han preguntado hoy por qué en Cuba no sucede como en Túnez, Egipto, Libia u otro país cualquiera, donde el pueblo reacciona y se resiste pacíficamente contra el yugo dictatorial y el gobierno tiránico que lo aplasta. Los más, versarán en política y filosofía, duchos en la teoría de evolución social, alegarán condiciones subjetivas u objetivas diferentes, pero la esencia es la misma, dictadura tiránica, falta de derechos y libertades, represión, demagogia y corrupción extrema de la política, y Cuba el extremo de todo está en capacidad de gobierno.

No obstante se podrían alegar otras decenas de argumentos obsoletos y superfluos como justificaciones subjetivas, nuestra característica de isla, la condición de esclavos restringidos a las comunicaciones y relaciones, la des posesión hecha por el estado a los recursos personales dejando de hacerlo con y por el único motivo de la cobardía. ¿Qué somos los cubanos? Me pregunto: ¿ratas u hombres, basura y desperdicios desechables o materia sustanciosa y concentrada?

Llegó el comandante y mandó a parar.

Condujeron a las cárceles y al paredón a cubanos. Por cubanos, callamos, aplaudimos y huimos. Nos quitaron las propiedades, hasta nuestros hijos cubanos. Por cubanos y huimos.

Nos echaron a pelear pérfidamente entre cubanos. Por cubanos callamos aplaudimos y huimos.

Nos invadieron los rusos con su idiosincrasia, clavando su cultura como puñal en la nuestra hasta intentar cambiar nuestro idioma de cubanos. Por cubanos callamos y huimos.

Nos fueron quitando alimentos, destruyendo la economía casi hasta la miseria. Cubanos por cubanos, callamos aplaudimos y huimos.

Nos llevan a las mal llamadas guerras internacionalistas de justicia donde pierden la vida nuestros hijos cubanos. Por cubanos nos callamos aplaudimos y huimos. Mandan a cubrir mano de obra barata a otros países. Por cubanos callamos, aplaudimos y huimos.

Nos expulsan de los centros de trabajo porque el sistema ha dilapidado el capital de la nación. Por cubanos nos callamos, aplaudimos y huimos.

El cubano se lanza al mar en éxodo suicida, realiza cualquier maniobra por sucia y corrupta que sea para obtener otra nacionalidad, porque la proporción de derechos negada por la dictadura roba sus designios, se corrompo, se humilla ante la humanidad en general. Antes de aclararse lo que por condición humana le corresponde.

Cuáles son las condiciones necesarias para que suceda como en los países del norte de África, ¿dinero, recursos, masacre, intervención extranjera, luchas internas, debilidad de la dictadura? nada de eso pienso, lo más necesario es el valor, tener guevos, como se dice en términos vulgares, no para enfrentar la fuerza del poder sino nuestra cobardía y en lugar de huir a corrompernos, ocupar el lugar digno que le corresponde a un hombre, que necesita un pueblo para vivir en justicia y creer en la libertad hecha para todos y no solo como privilegio para unos pocos.

Diga la verdad como la siente antes de corromperse con el robo, la extorsión , el chantaje, la estafa, no sea hipócrita mentiroso y traidor, no mida las consecuencias cuando la responsabilidad exige. Declare el derecho de tener derecho a una vida digna, con decoro y honra, no huya cuando es momento de estar de pie, sea el hombre del libro, del árbol y del hijo y la dictadura se habrá extinguido porque está basada en la corrupción y la cobardía.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s