Zapatos limpios de corrupcion para mis ninas

.

Estimados amigos del mundo les saludo ante todo y les envió bendiciones, ahora voy a contarles algo de las muchas cosas tristes y preocupantes de las madres cubanas que como yo tienen niños en edad escolar y no cuentan con los recursos, ósea el dinero necesario para comprar un par de zapatos para que los niños vayan a la escuela, tengo dos niñas jimaguas que deben empezar ahora en el mes de septiembre el preescolar les digo deben, pues como dije antes no tienen zapatos, es triste que en un hogar donde un padre trabaja todos los días, no tenga vicios de ningún tipo, ósea no fume, no tome bebida, ni siquiera en días festivos, no haya dinero para comprar dos pares de zapaticos para sus pequeñas niñas, mi esposo gana al mes trescientos pesos moneda nacional, le descuentan ciento cincuenta de crédito de refrigerador y los famosos módulos de cocina(olla eléctrica, hornilla y la famosa olla reina de la que tanto enfatizo en un discurso el entonces presidente Fidel Castro cuyo costo de obtención se la triplico al pueblo hasta el punto que se extinguirá la vida útil de los equipos y aún se estarán pagando), con el restante dinero se paga la casa(pequeño apartamento que el estado me facilito pero debo pagarlo de por vida sin tener derecho a ser propietaria, una renta), la corriente, el agua y se compra la tan importante cuota alimenticia, que ahorrando al máximo dura en un núcleo de cinco personas,( porque a pesar de todos los problemas me he arriesgado a darle 5 hijos a la nación, ya dos se la buscan solos) como el mío diez días, los demás días del mes hay que acudir a los mercados,(casi siempre al negro) porque para no cansarlos con mucha charla, son carísimos los del estado mas, con precios inalcanzables para la persona honrada, ahora volviendo al tema de los zapatos en Cuba ya no existen zapatos de diez pesos en moneda nacional, ni los zapaticos escolares que existían en la década del 70 y el 80, para los pobres saben, a un preció asequible o por lo menos los famosísimos kicos plásticos de mi época, que aunque daban tremenda peste a pata, resolvían un tremendo problema en estos casos, pues solo costaban tres pesos, ahora el zapato que menos vale cuesta diez dólares, un par de tenis corrientes o ciento cincuenta pesos, un par de chancleticas de merolicos, como se le llama aquí a los vendedores inventores de la calle y todo de la mas pésima calidad. Saben amigos que yo tengo que hacer para poder comprar los zapaticos a mis niñas, escuchen bien: vender las bolsas de leche que le tocan por niñas hasta los 7 años a cincuenta pesos cada una, y la de mi dieta de enferma, y el pollo de población, que viene una vez al mes, y no se que mas tenga que hacer para poder resolver este gran problema de la falta de desvergüenza de este gobierno que proclama al mundo derechos y justicia social(en realidad solo existe para los que gobiernan y los ladrones) porque no es solo el temita de los zapatos son los blúmer para taparles los pipis, las medias las famosas mochilás para los libros, que en el caso de las mías llevaran javitas de saco, queridos amigos es que en Cuba ya no hay fabricas de zapatos de blúmer de medias de mochilás etc. o es el estado el que no tiene vergüenza, que violación mas grande de derecho, que los padres a pesar de trabajar y tratar de ser honrados no puedan tener recursos para dar a sus hijos lo necesario, ahora a los hijos de los ministros de los grandes representantes del estado y a los ladrones que se esconden detrás de un carnecito del partido o de un cargo de gubernamental, a los hijos de papa como se les dice a estos niños, no les falta nada, estos van a las escuelas con zapatos de marcas sin deterioro porque los reponen sin complicaciones, este tema tiene mucha tela por donde cortar, en otra ocasión, les contare mas de las calamidades de mi país y de los sufrimientos de los que no quieren y los que no pueden emigrar, pues todo el que puede se agarra de la vía de ser emigrante y no se enfrentan a reclamar sus derechos, muchas gracias y que Dios nos bendiga.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Zapatos limpios de corrupcion para mis ninas

  1. Pingback: La Cuba de Raúl Castro en la red « Cuba Nuestra: Ùltimas noticias

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s