El muro de Berlín

Los videos nunca llegaron tal y como sucedieron los hechos, las noticias fueron manipuladas, tergiversadas al antojo de la dinastía castrista valiéndose de los esbirros de los medios de comunicación sirviéndoles incondicionalmente, con el ajuste de mercenarios, traicionando alevosamente a su pueblo, la verdad no se supo hasta muchos después, para algunos que alcanzamos ver ciertos y prohibidos videos clandestinos, bajo el riesgo de ser encerrados en el muro de la chivatería o el perreo al poder, para otros, quizás aún no sepan que en Berlín existió un muro, fabricado por el entonces imperio comunista, que dividió la gran Alemania en dos partes, queriéndola hacer diferente y de un día para otro una parte de una misma nación quedo atrapada con el solo derecho a la servidumbre y obedecer el poder incondicionalmente, nunca pudo existir una razón suficientemente humana para realizar tal acto de misantropía, quizás quedaron separados hermanos de hermanos, hijos de padres, tíos de sobrinos, amigos de amigos y algún amor no pudo ni despedirse con un beso de adiós. Esto no fue un acto espontaneo de la idiosincrasia alemana, ni el resultado de la coalición para enfrentar el poderoso ejercito alemán vencido en la segunda guerra mundial, fue el resultado de la expansión oportunista del imperio estalinista ruso, cuya razón ya no respondía a la liberación del fascismo, sino a la imposición de una nueva modalidad de este excluyendo los crematorios, el gran sacrificio del pueblo ruso durante la guerra era denigrado por el poder después de la guerra, el vencedor, enfermo de soberbia corrompe la justicia y la convierte en venganza,

Los alemanes derribaron el muro un día como hoy, hace veintidós años, la fuerza de la razón, la libertad y el amor pudo mas que la fuerza del poder.

Nuestros muros.

Después de 1959 nuestra libre, hermosa y querida isla comenzó a sufrir la terrible epidemia de los muros, si, porque los muros en Cuba no se concretan a una división virtual territorial donde si brincas a un lado ya estas a salvo, sino que a cada salto descubres uno más. Existen muros ideológicos, políticos, culturales, raciales, personales, familiares y tan indefinidos como inefables. Me imagino que cada país debe tener sus muros, pero los nuestros tienen una sustancial diferencia, los materiales de construcción son exclusivos de la mediocracia gobernante.

El muro político

El muro político es el mas compactos y encierra a los otros que se derivan de el, nacemos todos encerrados dentro y no nos libramos ni después de haberlo saltado, como en una cobarde huida hacia el exilio, o un destierro forzoso y humillante, halla en el exterior, solo ha llegado a empequeñecerse y con menos esfuerzo nos mantenemos del otro lado, sin muchas complicaciones, solo debemos obedecer arbitrarias leyes cuya esencia son violatorias de los derechos del hombre, como los impuestos por entrada, o estancia en el país, por poner un ejemplo, esto, a pesar de ser ciudadano cubano y estar recogido como derecho nº13 de la Declaración Universal de Derechos Humanos, pero además el comportamiento político, después, dentro del país te garantizaran tu estancia y una posible o imposible nueva entrada, agigantando o empequeñeciendo mas el muro.

El muro ideológico

El muro ideológico es derivado directo del muro político, algo más pequeño pero no tan determinante, porque el individuo mas bien mantiene una ideología de circunstancias, basada mayormente en la hipocresía, la demagogia y el fraude personal, este muro encierra los distintos tipos de trabajos, los hombres dentro del trabajo, los hombres fuera del trabajo, las ideologías dentro de los trabajos, y el trabajo dentro de las ideologías, es complejo y si no se sabe saltar, en el mayor de los casos con estrategias de comportamiento pérfidas, indignas, traidoras y degradantes al decoro, todas manifiestas de la decadencia de valores, puede determinar la miseria económica y espiritual mas aberrante e inmerecida que pueda recibir un ser social por el derecho de existencia, por ejemplo, una ideología basada en la doctrina cristiana se convierte en un muro dentro de la ideología castrista.

El muro de la cultura

Muro cultural, es algo menos compacto que el muro político y el ideológico, parece estar revestido de caucho, donde se evitan los golpes y rasguños en los saltos, y no se requiere tanto esfuerzo. Como recientes ejemplos tenemos a Alfredo Guevara, Amaury Pérez, los Van Van, y distintas personalidades y grupos en los diferentes géneros de la cultura cubana, que los saltan para un lado y otro sin muchas dificultades, dentro siempre del muro político. Es un muro que ha logrado desculturizar , desde las tradiciones, hasta el talento cultural sumiendo en un espíritu mediocre las razones de la creatividad.

El muro racial

Muro racial esta establecido principalmente por el color de la piel, blanco o negro, encierra indistintamente al hombre o la mujer pero ninguno de los dos sale ileso, este muro segrega, limita, divide pero no llega a una discriminación directa, tan expresiva y visible como los anteriores

Muro personal: se relaciona mucho con los CDR y la convivencia en la cuadra, puedes percatarte de ello cuando estas obligado a pedir un permiso de residencia, trabajo, estudio, una verificación, u otra gestión social cualquiera o con la intención de suplir alguna necesidad vital correspondiente a la seguridad social, además de otros aspectos de la vida cotidiana, te percatas entonces de los muros personales en que estabas habitando.

He tratado de conceptuar hipotéticamente los distintos muros, pero esto resulta casi imposible porque como todos están fuera de razones lógicas y tan interrelacionados entre si, por la política, que agota la capacidad mental, pero hay algo peor, que no se si pueda conceptuarlo como muro o la sustancia con la cual se compactan todos, se trata de la censura a la información o la desinformación, que además de compactarlos tiene la denigrante función de empuarlos para desgarrar, no solo a quien los salta, sino también a quien se le acerque.

El vivir es una prueba constante de saltos y como un atleta saltador de vallas, es nuestro bregar por ella, pero esas vallas son diferentes a los muros, los muros son imposiciones dirigidas a la servidumbre, al encierro de la libertad y el libre albedrio origen y esencia del progreso, donde muchos lo pierden todo detrás de los muros, otros se golpean y salen terriblemente lastimados, algunos ni tan siquiera sobreviven y los que logran el salto le quedan secuelas de mutilaciones aunque no sean perceptibles, estoy mutilado, pero el vivir entre muros me hizo meditar como derribarlos, así descubrí que sepultando debajo del muro el miedo al próximo minuto de existencia los hacia desaparecer. Cuba es el país de los muros. Sera también el de los miedos?.

Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s