Patria húmeda

Vino la lluvia y sorprendió las calles torcidas

Acurrucó los pájaros y durmió en temblores los árboles,

La lluvia descalza des vistió de colores aberrantes

Tuve dolor desde las alturas del silencio.

Miraba al cielo, calculando el gris después del azul

Detrás de mis ojos el dolor se comió el alma

Pensé en el suicidio de los vuelos y los destierros

Encontré a una mujer que no existe,

Madre de un sueño y esposa de la libertad.

El llanto del cielo por besar a la tierra

Creció entre los barrotes de las nostalgias

Cuba dormida, Cuba despierta, Cuba muriendo,

Entre mis manos y mis versos que también mueren.

La mujer me da un sorbo de veneno, delicioso

Al paladar de los sueños.

Calculo el espacio restante para vivir.

Intenta besarla sin rostro y sin labios

A destiempo el miedo se apodera de los corazones

Desnudo para el adiós vuelvo al camino

Y me quedo colgando del viento.

Un grito se ahoga en el agua turbia

He traído una flor enredada entre suicidios mágicos

Un perro me ladra desde el abismo

Esparciendo el polvo: el polvo de las traiciones.

Un aguijón me entra en la carne,

Tan profundo que dolió al dolor.

Resisto la caricia de una lágrima

Y ardo entre las llamas del amor.

Pocos saben los sustos de la historia

Y que con un beso de asciende al cielo

Mujer y Patria, Patria y Mujer

Libertad y Patria, Patria y Cuba

Libertad y Cuba.

Te envidio viento, tú abrazas a los tres

Sin brazos y sin alma.

 

 

 

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s