Dentro del poder todo, fuera del poder nada.

Dentro de la revolución todo, fuera de la revolución nada. La revolución dejo de ser revolución y  se convirtió en el poder. Dentro del poder todo, fuera del poder nada. Como una sentencia se está cumpliendo.

El poder decide que es justicia, que es derecho y cuando, como y hasta donde se aplica. Que es libertad y que libertad se entrega para su ejercicio. Hombres, mujeres, niños y ancianos, todos cubanos fueron sacrificados sin compasión. Muchos perdieron la vida, otros fueron a prisión y miles han habitado en la exclusión, la discriminación y el destierro. Todos cubanos. Ya son millones las familias separadas y ahora esto.

Un grupo de empresarios norteamericanos comandados por Carlos Saladriga  vino a negociar con el sistema que nos ha destruido como pueblo, patria y nación, pero lo asombroso no es el negocio, sino  que están negociando los espacios de libertad, derecho y justicia que la oposición ha ganado y le pertenecen al pueblo. Es una solapada y aberrante forma de aceptar la dictadura, de reconocer desde afuera la legitimidad del gobierno impuesta por el miedo, el chantaje y  el soborno político.

Es denigrante que los que se han olvidado de mencionar los derechos para el pueblo de Cuba de abajo y de adentro, hoy se crean con el derecho de negociar lo que no es suyo. Todo, porque han logrado repletar  sus arcas de dólares mientras el poder comunistoide desintegraba la nación. Creen que  les ha llegado el momento propicio, en el que apartemente menos arriesgan.

¿Cuantos han aportado algo para la oposición?, ¿Cuantos le han exigido al poder y han mantenido una posición digna ante la violación del derecho sobre el pueblo? ¿Cuantos se han preocupado directamente por las familias de los presos políticos, por los que por pensar diferente el poder los ha excluido y discriminado socialmente?. Casi estoy seguro que ninguno de los que han venido en esta comitiva o en alguna de las anteriores esta dentro de ellos, de lo contrario no le hubiese sido tan fácil penetrar al país y conversar con el poder.

Se reactiva la política del juego de fútbol. De un lado  los EU, del otro lado del terreno el  poder que gobierna Cuba. El viejo balón roto y desvencijado que es el pueblo, se remienda para volver a arremeter turnándose las patadas entre los jugadores del  imperio y los de la dictadura, mientras que en las gradas el resto del mundo apuesta lleno de euforia.

Dentro del poder todo, fuera del poder nada. Dentro del poder entregamos tierras en usufructo, permitimos negocios privados la mayor parte insostenibles porque están dando lugar al peor de los capitalismos, damos cierta libertad para la venta de propiedades, aplicamos una reforma migratoria que es una trampa a la libertad, inclusive se legaliza la corrupción. Todo basado  en un sistema tributario peor que en el feudalismo, esto  según lo que estudie sobre ese sistema en la enseñanza media, que quizás también sea mentira.

Este proceso de la reforma es solo una nueva fase del capitalismo de estado a que da lugar la doctrina comunista revisada por el castrismo.

Hace apenas unos años la victoria alcanzada en las calles de Cuba por las valientísimas Damas de Blanco  y la oposición se la agencio la Iglesia Católica. Cuando ya el poder no tenía justificación para mantener en prisión a los presos políticos, azuzado además por las presiones internacionales el Cardenal Jaime Ortega intervino para lograr un burdo negocio político con la presidencia.

Ya el poder no tenía alternativa. Se estaba al borde de un estallido social y violento.

Una parte de los presos aceptaron el destierro ante la permanencia en las atroces prisiones. Otros alcanzaron licencia extrapenal. En realidad ninguno fue indultado. Los que quedaron dentro del país hoy sufren las consecuencias al ser discriminados por la reforma migratoria. ¿Es que acaso esta experiencia no basta?

Hoy la oposición está reconocida aunque el poder no lo crea ni lo quiera, los intermediarios están demás. Solo alargan la agonía y entorpecen la justicia haciendo tardar la libertad.

Si en la mesa para cualquier negociación no está sentada una representación de la sociedad civil radicada dentro del país, es una burda traición a Cuba como nación, patria y pueblo, un ultraje a la justicia.

Del otro lado del mar hay una Cuba dolida. De este lado del mar hay una Cuba herida que se desangra. Del otro lado del mar hay cubanos con cicatrices, de este lado del mar la gangrena corroe  la carne.

¿Cuántos vamos a seguir permitiendo que se siga cumpliendo la sentencia?: Dentro del poder todo, fuera del poder nada

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

3 respuestas a Dentro del poder todo, fuera del poder nada.

  1. Esos empresarios son traidores y gentuza de la más baja calaña capaces de vender a sus madres.

  2. El comunismo se acabó en Russia por cuenta de los mismos desmandos en Cuba ….

  3. antoniodavirolanddebrito dijo:

    Reblogged this on TV TOTAL and commented:
    Comunismo : A MAIOR ARMA SATÂNICA DE TODOS OS TEMPOS

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s