FAR no; Derechos Humanos

“Las Fuerzas Armadas Revolucionaria (FAR) serán el pivote de una apertura política en Cuba, debido a su implicación con la vida nacional y ser “ la institución más fuerte, cohesionada y profesional del actual sistema´´ -sostuvo este lunes una revista católica.

Las FAR “no están directamente comprometidas con vejaciones, goza del respeto de muchos ciudadanos, es nacionalista y se siente –según tengo entendido- muy comprometida con el desarrollo armónico de la nación´´- afirmó Roberto Veiga, editor de la revista Espacio Laical.

“Las FAR como gran conglomerado militar-económico-político (debió invertir los términos: político-militar-económico) será una pieza clave en el futuro de Cuba.” -señaló por su parte Lenier González, otro de los editores de Espacio Laical”. (AFP, 4 de marzo de 2013)

Son inadmisibles estas declaraciones abiertas de un gobierno militar para seguir sosteniendo el poder. Las FAR  sí están comprometidas en las vejaciones. Se dice que tanta culpa debe el que aguanta la pata como el que mata la vaca. Su  ideología Marxista –Leninista-Estalinista los obliga a cumplir con el poder y no con los intereses de la nación, por tanto no son nacionalistas sino fidelistas, castrista, comunistas.

Como se aclara fue nacida en 1959 del Ejercito Rebelde de Fidel Castro, fueron dirigidas desde su fundación hasta el 2008 por el actual presidente Raúl Castro (que cedió el cargo para tomar el superior) y sus generales tienen una importante presencia en el Buró Político del Partido Comunista (7 de cada 15 miembros), el  Consejo de Estado y el Consejo  de ministros.

“También tienen amplia participación en la economía, fundamentalmente en el turismo (hoteles, marina y las líneas aéreas), tiendas de divisa, la producción agropecuaria y  en las  obras de ampliación del puerto del Mariel”. (AFP, 4 de marzo de 2013)

Con esta afirmación, ¿Quién se atreve a negar que este sistema sea una dictadura militar?

Es muy cierto, los generales son los dueños. Precisamente en eso radica la fuerza del castrismo, en haber acomodado los militares para controlar al pueblo mediante la fuerza, pero desde la PNR hasta las milicias están controladas por los órganos de la inteligencia, seguridad del estado y el MININT y  cumplen las órdenes de estas tres entidades.

Un general de las FAR es un simple soldado delante de un general del MININT. Las FAR son el brazo armado del poder. ¿De dónde salió el MIG y el piloto que derribo las dos avionetas de los Hermanos al Rescate?

“Llegado este momento (de una apertura política), las FAR deberán saldar la tensión entre mantener un poder descomunal para sí, que usurparía el poder político civil que debe regir una república, o en su defecto facilitar la reforma de la institucionalidad republicana mediante un diálogo nacional ampliado, en una esfera pública lo suficientemente abierta he inclusiva´´ -señalo Gonzales. (AFP, 4 de marzo de 2013)

Preguntaría a González. ¿Cuándo es el momento y que ha hecho hasta ahora las FAR? ¿Facilitar la reforma institucional o permitir y apoyar  la usurpación del quehacer político civil que debe regir una república?

¿Qué poder que no sea descomunal y a la vez represente una tiránica dictadura han mantenido los militares durante el transcurso de la historia?

¿Será que este preámbulo editorial de la revista católica anuncia con sutileza la pretensión de algún  negocio de la Iglesia Católica con los militares para llevarse su buena tajada de lo que le han quitado al pueblo, como ha demostrado la historia con otros sanguinarios poderes? Estaría diciéndoles abiertamente: actúen no nos vamos a oponer.

¿Es cristiana la iglesia Católica o Imperial? Recordemos quiénes apresaron a Cristo, quién libero a Barrabas y ordenó la crucifixión aparentemente cumpliendo el deseo popular. Todos fueron militares. Un soldado romano  le dio a beber vinagre y le hirió en el costado.

“Un ejército sin poder económico y bajo el control total de los poderes civiles resulta un ideal que hemos de conseguir. No obstante, ahora el bienestar de la nación reclama que mantenga una relativa autonomía y cierta autosuficiencia económica, así como influjo social´´ -dijo Veiga. (AFP, 4 de marzo de 2013)

Afianzamiento del control militar como un paso hacia la instauración de un régimen de libertad, derecho y justicia, con la esperanza de que  medio siglo después repartan sus riquezas entre los pobres. La misma afirmación de Fidel Castro 53 años atrás.

Un militar piensa con el arma, razona con la violencia y gobierna con el miedo. Un estado de justicia derecho y libertad no necesita ejércitos, ni guerra, ni armas. Basta del poder en manos militares.

Uno de los flagelos más deprimentes de la sociedad y el que más ha debilitado el sistema ha sido la corrupción. Las prebendas, comodidades y  privilegios repartidos dentro de las FAR han impedido en algo su expansión. Sin embargo cuando se  descubre es a gran escala a pesar de que solo un militar bien respaldado se atrevería a declarar en contra de otro militar.

El ardid del Catolicismo con el Militarismo en la Isla parece estarce procesando hace algún tiempo.  Días atrás pude ver en una foto periodística los militares con sus trajes rindiendo culto dentro de una iglesia como un batallón de combate.

Quizás pronto la sotana sea sustituida por el vestuario militar y se visualice a qué grado militar corresponde el  de Cardenal.

Esta entrada fue publicada en pol)itica, religión y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.

9 respuestas a FAR no; Derechos Humanos

  1. Mario Clavero dijo:

    Hermano, has tocado un tema que hace tiempo era necesario poner a la palestra publica y es de vital importancia para hacer saber al pueblo cubano y al mundo,lo que se esconde detras de la Iglesia Catolica en Cuba y en gran parte del Mundo, Comenzar por desenmascarar al Cardenal de La Habana, Sr. Jaime Ortega y al representante de la Iglesia Episcopal en Cuba, de la cual fui miembro por baustismo en la Iglesia de Santa Clara,Provincia de Villa Clara, la cual hasta que vine para aca era asistida por un pastor llamado Julio al que le guardo profundo respeto; como miembro de esa Iglesia proteste energicamente contra la declaracion publica que fuese hecha por Jaime Ortega y nuestro representante, los cuales sin escrupulos y violando tanto el derecho canonico de la Iglesia Catolica, asi como la palabra de la Santa Biblia, tuvieron el descaro de comparar al sanguinario de Fidel Castro con nuestro salvador el Senor JESUS CRISTO, no cabe comentarios, eso demuestra que cambiaron la biblia por alguna prevenda dada por el Gobernante asesino, que ademas de endiosar su personalidad, masacro al pueblo y que llevo su doctrina genocida a muchos lugares del mundo, tanto en america latina como en otros continentes con la fachada de internacionalismo, con el gesto de ambos representantes de la Iglesia Catolica y la Protestante, es suficiente para desacreditarlos y debe ser tema de reflexion para sus seguidores, tras esto la Iglesia Episcopal de Santa Clara que ya contaba con innumerables feligreses, silenciosamente se quedo practicamente vacia, uno de los primeros en dejar de asistir a un lugar que me traia paz espiritual y que veia como un lugar sagrado para reconciliarme con el Salvador y con su Padre todo poderoso, Jehova, fui yo y quede tan desilucionado que en este pais no asisto a ninguna Iglesia, no por ello he dajado de orar he convertido mi dormitorio en mi templo cada manana y cada dia tengo mas fe en el PADRE, EL HIJO Y EL ESPIRITUD SANTO, y siento un gran rechazo por la Iglesia Catolica, que si vamos a su historial tiene su cuerpo totalmente banado en sangre, recordemos las cruzadas y la santa inquisicion, con eso basta, pero solo basta mirar con que pobres comparten lo que les sobra y de que forma lo hacen, es necesario que den el ejemplo de Jesus, que desprovisto de todo arraigo material, nos dio su sangre como vino y su carne como pan. Por tanto no es de extranarse que quieran mentir una vez mas sumidos en sus intereses y decir tacitamente que las FAR en Cuba puede ser un ejercito de salvacion.

    Si lo escrito por mi es un error, hagamelo saber lo escribi con las fuerzas de mi alma.
    Para mi entender hay Iglesias en Cuba que son tan culpables como el regimen de lo que sufre nuestro pueblo.

  2. Las FAR han sido y son parte fundamental de las fuerzas represivas de la tiranía porque son un ejército politico.

  3. Ramón Ojeda dijo:

    Amigo Agustín y amigos comentaristas.
    La paz sea con ustedes.
    Ese es mi deseo sincero, no obstante y aunque parezca contradictorio, voy a proponerles algunos elementos de juicio que pudieran resultar contrarios a sus posicionamientos respecto a lo publicado en Espacio Laical, a la posición de la Iglesia Católica cubana y a la historia general de esa misma Iglesia universal.
    Uno de los padres fundadores de nuestra nación, el presbítero Félix Varela y Morales, nos legó desde el acontecimiento pedagógico que fueron su palabra y su obra, una enseñanza que, por desgracia para la nación cubana, no hemos llegado nunca a comprender cabalmente. Como hay que darle algún nombre, voy a llamarla paciencia histórica, se trata de saber diferenciar entre lo óptimo deseado y lo bueno posible. Tengo la impresión, aunque puedo estar equivocado, que quienes escribieron en Espacio Laical sobre la institución ejército y su posible papel en el futuro inmediato de Cuba, lo hicieron pensando que comparativamente entre esa y otras de las instituciones existententes hoy en Cuba, era esa la que presentaba, con un rostro mejor maquillado para presentar a la opinión pública, una mayór cuota de poder real. Combinados ambos ingredientes, y establecida una comparación entre dos escenarios posibles: 1- Ausencia de instituciones con poder real para encauzar una transición ordenada, y 2- Transición ordenada por un poder eficiente capaz de hacerse obedecer; parece lógico que los articulistas de Espacio Laical hayan encontrado preferible la segunda opción para garantizar el mal menor al bien común de la nación cubana, temiendo quizás, y con muchas posibilidades de tener razón, que la anarquía, con su ley de la selva, apareciera en algún lugar y momento. Lo deseable sería el orden. Lo óptimo, que instituciones pre existentes de la sociedad civil, con poder real y capacidad de convocatoria de raigambre ética, fueran los artífices de la transición. La realidad, que esas instituciones alternativas no existen con las características necesarias para lograr el cometido propuesto. Lo malo, que las cosas se anquilosen y sigan como están por mucho tiempo o caigan en manos de peores protagonistas con poder real. Lo bueno posible, que alguna de las instituciones pre existentes con poder real sea protagonista de los cambios necesarios. ¿Cúal? La de mejor precencia. Por ahí deben andar los tiros.
    Por otra parte, la Iglesia Católica cubana ha dado muestras históricas de estar al lado del pueblo cubana, muchas veces ingrato y veleidoso, recuerde sino “El amor todo lo espera”. Otra cosa es pretender que irresponsablemente rompa lanzas, en contra de su misión reconciliadora, contra el gobierno de los Castro y se pierda así uno de los pocos interlocutores de la sociedad civil con algo de eficacia negociadora.
    ¡Ah! La historia de la Iglesia Católica. Correa transmisora en versión humana del mensaje de Cristo, sin la cual, es cierto, no hubieran existido las cruzadas, ni la inquisición, ni las cacería de brujas, ni la corrupción de la curia y un largo etcétera; pero tampoco el rescate y preservación de buena parte de la cultura greco latina y la atención a muchísimos necesitados, ni la solvencia moral con que cuestionar a los poderes de este mundo en diferentes épocas y lugares y tampoco la Reforma Protestante, ni las posteriores denominaciones evangélicas, por la sencilla razón de que se hubiera perdido en los pliegues del tiempo y el paganismo el mensaje de Jesús de Nazaret.
    ¿Fue Jesús un ingenuo que no pudo preever los defectos de la iglesia que fundo sobre la piedra defectuosa -cobarde, imprudente, inculto, violento- que fue Simón bar Jonás? Como hombre quizás, como Deidad, imposible, por eso le prometió que estaría con ellos, con su Iglesia, hasta el final de los tiempos, y que las puertas del infierno no prevalecerían contra ella. Yo creo en las promesas de Jesús.
    Señor Agustín, yo se que es difícil saltarse los límites que nos imponen nuestros prejuicios y de nuestro Apóstol aprendí “que escasos como los montes son los hombres que saben mirar desde ellos y sienten con entrañas de nación o de humanidad”, pero usted es un hombre bueno y honrado porque piensa y habla sin hipocrecía, medite sobre estos puntos de vista. Hoy más que nunca Cuba, su Patria y la mia, necesitan que quienes nos atrevemos a defenderla sintamos con entrañas de nación.
    Créame que lo admiro, pues bien conozco cuanto valor se necesita para hacer y decir lo que usted hace y dice en el vientre del pez, aunque tambien comprendo que como lo contrario del miedo no es el valor sino la fe, para usted resulta más fácil que para quienes carecen de ella.
    Un abrazo fraternal. Cuídese. Ramón.

    • Mario Clavero dijo:

      Respetable Ramon, no fue el Senor Agustin quien se refirio a las Cruzadas y a la Santa Inquisicion, fui yo y lo que dije lo repito, porque basados en lo que Jesus nos trasmitio y que casi nadie practica plenamente al anteponer intereses personales, fue amad a tu projimo como a ti mismo. y en los mandamientos esta bien claro la frase “No Mataras” y que hacian las Cruzadas y la Inquisicion; dar amor? Porque no hicieron lo que Jesus nos enseno con plena humildad, que es el perdonar. Por tanto alguien que se dice seguidor de la palabra de Cristo y hace esas cosas no puede considerarse Cristiano, pues ha violado los preceptos de la palabra empenada.

      Con esto no digo que todos los catolicos son iguales, pues hay personas de muy buenas cualidades que integran esa Doctrina y se acojen a la fe plena, brindan amor desinteresado, cuidan del projimo y no conocen el odio y el rencor, ni son pederastas, ni matan a ninos para ocultar relaciones ocultas, ni comparan a nuestro salvador el Senor Jesus Cristo con nadie y menos con un asesino como Fidel Castro, como lo hizo en dos ocasiones el Obizpo de la Habana Jaime Ortega y el representante de la Iglesia Episcopal en Cuba, orden de la cual soy miembro.

      Mencionastes a un gran patriota de la Iglesia el respetable Senor Felix Varela, hacen faltan muchos Varelas en la Iglesia Catolica, y ademas que den un poco de las riquezas que poseen a los ninos que mueren de desnutricion y enfermedades, como lo haria nuestro Salvador.

      Pero bueno no comparto la politica de los dictadores que desean que pienses y obre como ellos desean, por el contrario estoy a favor de la libre expresion y dentro de ella esta en no omitir la mia.

      Con todo respeto hacia Ud y los seguidores de la Iglesia Catolica.

      Mario Clavero
      Raleigh,NC,USA

      • Ramón Ojeda dijo:

        ¿Donde no hacen falta Varelas y Martíes amigo Clavero? y,¿quién puede a ciencia cierta lanzar la primera piedra?
        También Ortega y el representante de los Episcopales tienen el derecho de emitir sus opiniones, pero estoy seguro que ni Jaime Ortega ni Odén Marichal son la voz definitiva de las iglesias Católica y Episcopal cubana.
        Además yo sólo me limité a presentar puntos de vista diferentes y elementos de juicio desatendidos tanto por usted como por Agustín, para después pedirle -a él- que meditara. Si persiste -él y- usted en su “verdad”, ¿qué le vamos a hacer? Es suya y tiene derecho.
        También yo “estoy a favor de la libertad de expresión”, por eso libremente pienso y digo que “hoy más que nunca Cuba, su Patria y la mia, necesitan que quienes nos atrevemos a defenderla sintamos con entrañas de nación.”
        Las diferencias, por otro lado muy saludables, bien podían dejarse para cuando todos los cubanos, todos amigo Clavero, tuvieramos un piso seguro bajo nuestros pies y un techo cordial que nos cobije por igual , pero sí, machaconamente, usted y muchos otros persisten en subrayar las diferencias frente al enemigo común que nos observa y sonrie, ¿qué le vamos a hacer? Ya sabemos que son escasos los hombres que sienten con alma de nación o de humanidad. Mucha suerte y salud, Ramón.

      • Mario Clavero dijo:

        En ningun momento pienso convertir la disparidad de nuestros criterios en un controversia, es verdad que necesitamos union, pero sobre una base solida, y el cimiento mas solido en una lucha es la verdad, no la relativa, sino la pura, Tengo mi propio slogan “La verdad es unica, siguela y te hara valiente, la mentira envilece y te hace cobarde” Con mentiras y cobardia no se va a ningun lado. Amigos como siempre, respetandonos los criterios individuales.

        Siempre
        Mario

  4. Abel dijo:

    Que tal, mi nombre es Abel y te escribo desde Argentina.
    Me gustaría hacer un comentario sobre tu publicación. Primero hacerte saber mi pensamiento sobre lo malo que es generalizar, llamar “la iglesia” generalizando y poniendo a todos en una misma bolsa no me parece que este bien, pero no pro la iglesia misma, sino en todo los planos etiquetar a un grupo de gente como una sola y mas citando hechos históricos para ejemplificar o apoyar una opinión como la tuya.
    Como ejemplo te preguntaria que sentis si desimos que en Cuba son todos castristas porque hace 50 años viven bajo su gobierno y alla lejos en el tiempo los cubanos apoyaron la revolucion? En Argentina vivimos una de las mas sangrienta de las dictaduras sudamericana, y tenemos un amor especial por Cuba.
    Comparto tu lucha y la de los cubanos que se sienten agobiados por una dictadura añeja y me encuentro viendo a gobernantes democraticos defendiendo y relacionandose con dictadores como los Castro y Chavez en su momento.
    Espero que no te moleste mi comentario, no soy catolico no defiendo a la iglesia, como me decia mi madre cuando hacia algo mal ” no defiendo a los demas, te defiendo a vos haciendote ver que estas errado”
    Deben dejar que el odio les nule los sentidos, sino se van a terminar pareciendo a eso que critican.
    Un abraso gigante desde Buenos Aires,
    Abel Gonzalez

    • Mario Clavero dijo:

      Respetable Senor Abel, lo admiro por su sabio consejo, pero debo aclarar algo; que no converjan los criterios de las personas no es sinonimo de odio y rencores, y lo mas provechoso es que de estos intercambios, no solo se aprende en funcion de un tema de debate, tambien abre los horizontes para razonamientos mas logicos y profundos, una vez mas le doy las gracias en mi nombre y de mi colega Agustin Lopez.

      Puede estar seguro que ni el ni yo sentimos ese sentimiento brutal y mezquino llamado odio, ni tan siquiera por los asesinos de los Castros, sobre ellos solo queremos justicia y si fuera la divina seria la mejor, es la mas justa, pues como dice la Santa Biblia no hay ni un solo hombre justo (porque somos imperfectos)

      Le deseo salud y prosperidad.

      Mario Clavero

  5. Pingback: Golpe de Estado no. Derechos humanos y elecciones libres Sí | Dekaisone

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s